1

 

 

El Centro de Día de Carabanchel de la Fundación el Buen Samaritano, una vez más, visita el Museo Thyssen de la mano de Alberto Gamoneda, en colaboración con el proyecto Educathyssen.

2Han sido ya tres ocasiones en que hemos podido disfrutar de esta actividad, en la que no solo recibimos, sino que también aportamos nuestros conocimientos. Así es como nace el verdadero aprendizaje, y es que las personas atendidas en el Centro de Día “tenemos voluntad para aprender y crear”.

 

Para la última visita al museo hemos estado trabajando sobre los detalles de distintos cuadros que nos despertaban emociones negativas, para posteriormente transformarlos en detalles que nos inspiraran alegría, equilibrio, compañía… “Transformar un dibujo es tarea fácil, lo difícil es transformar nuestras propias emociones”.

 

De este modo, logramos analizar los agentes externos y el contexto, y así localizar las necesidades de las personas involucradas en el cuadro. “Estamos aprendiendo a transformar emociones y sensaciones”. Nos parece una actividad muy útil porque aprendemos a valorar el arte, y gracias al profesional que guía la actividad, Alberto, reflexionamos sobre nosotros mismos.

 

Además, las visitas las realizamos en compañía de otros recursos de la red, (CRPS Latina, CD Latina y EASC Latina) con lo cual, con el simple hecho de trabajar en equipo, escuchar sus opiniones y conocer el trabajo de los compañeros, ampliamos nuestro punto de vista.

 

Para terminar, Alberto nos invita al taller para realizar una última actividad relacionada directamente con nuestra propia creatividad. Ésta nos ayuda a la concentración y a pensar en uno mismo, favoreciendo la expresión emocional y permitiéndonos dedicarnos un tiempo a nuestros sentimientos.

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *